¿Qué es el Blended Learning y cuáles son sus ventajas?

Los estudiantes llegan a clase y los maestros enseñan una lección corta que se expande en el vídeo u otro recurso que los estudiantes debían ver el día anterior. Los profesores responden a cualquier pregunta o duda que los alumnos puedan tener sobre el contenido y luego les permite comenzar a trabajar en la tarea. Mientras camina por la clase, se da cuenta de que dos estudiantes que ya habían comenzado la tarea el día de antes tienen preguntas y tratan de resolver el problema juntos. Otra estudiante levanta la mano de inmediato para más aclaraciones. Y un estudiante, situado en la última fila, quiere que el profesor revise su trabajo en un problema muy complicado. El maestro de blended learning y flipped classroom se mueve por la clase respondiendo preguntas y asegurándose de que todos los alumnos comprendan el concepto.

¿Qué es el Blended Learning?

El blended learning, también conocido como aprendizaje semipresencial, es una combinación de aprendizaje presencial y online. El tiempo cara a cara ocurre en la clase donde los estudiantes tienen acceso directo al maestro. El aprendizaje online se puede hacer en clase o en casa. Las lecciones basadas en este método contienen tres partes: aprendizaje en persona, aprendizaje online y tiempo de estudio independiente, que se pueden combinar de manera diferente. Obviamente, el aprendizaje en persona debe suceder durante las horas escolares, pero el aprendizaje online podría ser un vídeo, una lección preparada por el maestro, el uso de fuentes online en la escuela, algún tipo de plan de estudios digital, etc.

En un entorno de aprendizaje semipresencial los estudiantes se alejan del aula tradicional y comienzan a centrarse en cómo la tecnología puede mejorar el aprendizaje.

Ventajas del Blended Learning

El mayor beneficio del blended learning es el compromiso de los estudiantes. A éstos les encantan esos dispositivos que siempre están en sus manos.

La flexibilidad de acceso es otro gran activo de este tipo de aprendizaje. El aprendizaje ya no se restringe solo al aula, por lo que también ayuda con el tiempo. Hay un límite de horas en el colegio. Ahora, los estudiantes pueden llevar su aprendizaje a casa, lo que les permite aprender a un ritmo que les resulte cómodo e incluso los padres pueden ver lo que su hijo está aprendiendo y participar.

Otra ventaja es la instrucción diferenciada. Los maestros pueden usar la tecnología y los recursos que normalmente no están disponibles para abordar las necesidades de los estudiantes dentro de sus clases. Pueden asignar varios vídeos, tareas, proyectos, enlaces, etc. para diferentes grupos de estudiantes y repartirlos para ayudarles a aprender el material que están listos para aprender. Las aulas virtuales de beUnicoos son una excelente opción para crear trabajos digitales y asignarlos a diferentes estudiantes.

Antes los maestros solían tener acceso solo a sus libros de texto y manuales. Ahora, con multitud de sitios web, hay un montón de lecciones disponibles para los profesores con tan solo un clic. Estas lecciones y herramientas digitales no solo ayudan a los maestros a transmitir el contenido a los estudiantes, sino que también son interesantes para que los éstos aprendan utilizando estos métodos.

Por último, este tipo de aprendizaje también prepara a los estudiantes para futuros exámenes online y les beneficiará en la fuerza laboral más adelante, ya que la mayoría de los trabajos requieren cada vez más conocimiento digital.

 

Fuente: Schoology

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *